¿Los actores deben saber escuchar?

Podemos oír , o sea, percibir sonidos a través del oído ,sin embargo, escuchar no es un atributo de todos los que oyen. Escuchar significa, prestarle atención a aquello que oímos. Y esto tiene mucha importancia para los actores.  Cuando se hace una obra de teatro, película o serie de televisión vemos a los personajes que se están comunicando. Es decir. Escuchar es la base para una buena comunicación entre los personajes.Está bien aprenderse los diálogos, las posiciones en escena, las sugerencias del director, saber manejar el cuerpo y la voz. Pero. No se puede dejar de lado la escucha. Es más. Te puede faltar todo lo anterior, si no sabes e

scuchar, derrumbas todo. Tengo que decir que, escuchar no solo se son ondas sonoras que captas y prestar atención.  Sino. Es un equilibrio, la buena vibra con tus compañeros en escena depende de ese equilibrio.  

Me pasó en la última temporada que tuve en Microteatro con la obra “Los dos claveles”. Donde tuve que aprender ,junto con mi compañero en escena, que debíamos observarnos, tomar en cuenta cada movimiento, para poder escuchar cada palabra dicha por nosotros. No es sencillo. De repente, puedes decir: ” qué fácil lo de escuchar. Lo puede hacer cualquiera”. Pero no.  Este tema, también, tiene que ver con la intención de cada palabra y frase. No puede ser mecánica. Cada pasada. Cada ensayo. Tiene que hacer notar espontaneidad. Al principio fallábamos mucho. Nos costaba memorizar todo lo que tenía que pasar. O sea. Las marcaciones hechas por el director. Pero ,poco a poco, fuimos rompiendo nuestros propios moldes, para poder introducirnos más en los personajes. Además. Si hay algunos problemas internos en los actores. Se nota. Y se ve tanto en escena, que hasta el público lo nota. No pasa de desapercibido. De igual manera. Si no hay concentración. Si no hay un enfoque. Tampoco llega a resultar la escucha. Bueno. A las finales, nos salió todo bien y logramos que las funciones sean más nuevas, naturales y lo más importante, nos divertimos muchísimo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *